8 consejos para comer y disfrutar sin arrepentirse en Fiestas Patrias

“La clave es poder decidir cuáles alimentos, en qué cantidad y en qué horario voy a consumirlos”, aseguró Camila Sembler, nutricionista de Nueva Clínica Cordillera.

Durante las Fiestas Patrias es natural querer celebrar a lo grande; olvidando tensiones y malos momentos. Sin embargo, los descuidos en la comida y bebida pueden significar cuadros de gastroenteritis, malestares abdominales, alzas de presión e hiperglucemia, los que empañarían los festejos y traerían graves consecuencias a la salud.

¿Es posible disfrutar estas fiestas patrias sin arrepentirse? Para Camila Sembler, nutricionista de Nueva Clínica Cordillera, lo es.

“La clave de disfrutar es hacerlo de forma ‘consciente’ y poder decidir cuáles alimentos, en qué cantidad y en qué horario voy a consumirlos. Por ejemplo, si en el almuerzo como empanada, choripán, pollo asado con papas mayo y, de postre, mote con huesillos, tendré en un servicio de comida todas las calorías que necesito en el día”, explicó la profesional.

En este sentido, la especialista aconseja fraccionar los alimentos en varios servicios (almuerzo y cena, por ejemplo), para no sobrecargar de calorías sólo una comida. Además, la nutricionista recomienda no comer todo en el mismo día.

“Al tener varios días de celebración, no solamente tenemos espacio para consumir alimentos calóricos, sino también preparaciones que sean nutritivas y típicas, como cazuelas, ajiacos, charquicán, entre otras, que son de bajo aporte calórico y muy saludables”, indicó la nutricionista.

En esta misma línea, Sembler aconseja realizar actividad física y una dieta equilibrada después de las Fiestas Patrias, como parte de la rutina diaria, sin caer en ejercicios desmedidos o dietas estrictas que puedan provocar deshidratación o pérdidas de peso excesivas, ya que producen el tan temido efecto rebote.

“Se puede incluir, además, actividad física durante la celebración mediante nuestros juegos típicos chilenos, como la carrera en saco y palo encebado, además de bailar cueca, baile que favorece el sistema cardiovascular entre zapateo y zapateo”, detalló.

Alimentación sana

Para disfrutar las celebraciones dieciocheras sin lamentar estragos al comer y beber, la nutricionista de Nueva Clínica Cordillera entregó las siguientes recomendaciones:

– Realizar por lo menos tres a cuatro comidas al día: desayuno, almuerzo, colación y cena.

– La parrilla debe encenderse temprano para no almorzar más allá de las 14-15 horas. Esto genera menos picoteo previo al asado y sobremesas largas, que impidan poder hacer otros servicios de alimentación en la tarde (once y cena).

– Preferir carnes blancas como pollo o pavo sin piel. Si consume carne de vacuno, preferir cortes magros (menos grasa) como el filete, asado carnicero o abastero. Si es carne de cerdo, preferir la pulpa o filete.

– Como acompañamientos, preferir las verduras asadas o ensaladas de hojas verdes. Si se acompañan las carnes con arroz, papas o choclo, no sobrepasar una porción equivalente a una taza de café pequeña (200 cc).

– Preferir empanadas de horno en vez de fritas.

– Reemplazar la mayonesa, kétchup y/o otros aderezos por pebre o salsas con yogurt condimentadas con ajo, ciboulette, orégano, perejil, entre otras.

– No olvidar el consumo de agua para evitar la deshidratación y la desagradable resaca.

– En cuanto al alcohol, preferir vino o champaña. El terremoto y la chicha son tragos tradicionales en estas fechas, pero con un alto aporte calórico y de azúcares. Si se toma bebidas, que sean sin azúcar o light.

 

 

Reserva tu hora con nuestros especialistas

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *